Ultimas noticias

Síntesis del Vl Informe Perspectivas del Medio Ambiente Mundial (GEO 6)

Que le está sucediendo a nuestro medio ambiente y cómo hemos respondido.

La capacidad de los Gobiernos y la voluntad política para hacer frente a la contaminación atmosférica y el cambio climático varían considerablemente. Algunas regiones han implantado sistemas de políticas y programas de ejecución y cumplimiento bien desarrollados que abarcan desde el nivel nacional al local, aunque sus niveles de ambición, en lo que respecta tanto al alcance como a la política, pueden diferir. Otras regiones cuentan con convenios internacionales o leyes nacionales, pero su aplicación, cumplimiento y ejecución suelen verse afectados por la escasa capacidad institucional tanto a nivel nacional como local. La labor futura en materia de políticas puede basarse tanto en la renovada atención que se presta a esas cuestiones en los foros internacionales como en la experiencia adquirida durante decenios con diversas estrategias de gobernanza en diferentes países. Entre 1998 y 2010 el número de leyes nacionales sobre el clima se quintuplicó (más de 1.500 leyes y políticas en todo el mundo) y en 2012 esas leyes abarcaban el 67 % de todas las emisiones. Algunas ciudades y gobiernos subnacionales marchan a la vanguardia creando beneficios que repercuten en otras partes de sus países.

Diversidad biológica
Se está desencadenando un importante proceso de extinción de especies, que pone en peligro la integridad planetaria y la capacidad de la Tierra para satisfacer las necesidades humanas. La diversidad biológica se refiere a la diversidad de los seres vivos a nivel genético, de especies y de ecosistemas. Ayuda a regular el clima, filtra el aire y el agua, permite la formación del suelo y mitiga los efectos de los desastres naturales. También provee de madera, recursos pesqueros y cultivos, facilita la polinización, promueve el ecoturismo, y aporta medicamentos y beneficios para la salud mental (bien establecido).
El medio ambiente y la salud humana están estrechamente vinculados; muchas de las nuevas enfermedades infecciosas son resultado de actividades que afectan a la diversidad biológica. Las modificaciones del paisaje (a través de la extracción y el uso de recursos naturales, por ejemplo) pueden facilitar la aparición de enfermedades en las especies silvestres, los animales domésticos, las plantas y las personas. Se calcula que las zoonosis representan más del 60 % de las enfermedades infecciosas en el ser humano.
La diversidad genética está disminuyendo, lo que plantea una amenaza para la seguridad alimentaria y la resiliencia de los ecosistemas, incluidos los sistemas agrícolas y la seguridad alimentaria.
Las poblaciones de especies están disminuyendo y las tasas de extinción de especies están aumentando. En la actualidad, se considera que el 42 % de los invertebrados terrestres, el 34 % de los invertebrados de agua dulce y el 25 % de los invertebrados marinos están en riesgo de extinción. Entre 1970 y 2014, la abundancia de las poblaciones mundiales de especies de vertebrados se redujo en promedio en un 60 %. También se ha documentado una drástica disminución de la abundancia de polinizadores.
La integridad y las funciones de los ecosistemas están disminuyendo. De cada 14 hábitats terrestres, 10 han experimentado un descenso en la productividad de la vegetación y algo menos de la mitad de las ecorregiones terrestres se clasifican como regiones en situación desfavorable de conservación.

Las especies invasoras nativas y no nativas amenazan los ecosistemas, los hábitats y a otras especies. Los costos económicos, tanto directos como indirectos, ascienden a muchos miles de millones de dólares anuales.
La pérdida de diversidad biológica es también una cuestión de equidad, que afecta de manera desproporcionada a las personas más pobres, las mujeres y los niños. De mantenerse el ritmo actual de disminución, las generaciones futuras se verán privadas de los beneficios que tiene la diversidad biológica para la salud. Los medios de subsistencia del 70 % de las personas que viven en situación de pobreza dependen directamente de los recursos naturales.
Los fenómenos que ejercen presiones críticas sobre la diversidad biológica son la transformación, la pérdida y la degradación de hábitats; las prácticas agrícolas insostenibles; la propagación de especies invasoras; la contaminación, en particular por micro plásticos; y la sobreexplotación, incluidos la tala ilegal y el comercio ilícito de especies silvestres. El comercio ilícito de fauna y flora silvestres y de productos pesqueros y forestales mueve entre 90.000 millones y 270.000 millones de dólares al año. Existen pruebas que sugieren que el cambio climático será la amenaza más grave en el futuro, ya que las especies, incluidos los vectores de enfermedades, migran con los cambios de temperatura.
Aunque las iniciativas en materia de gobernanza están avanzando, se requieren mayores esfuerzos para alcanzar los objetivos internacionales, entre ellos las Metas de Aichi para la Diversidad Biológica en el marco del Plan Estratégico para la Diversidad Biológica 2011-2020 del Convenio de las Naciones Unidas sobre la Diversidad Biológica, y los Objetivos de Desarrollo Sostenible. Se han presentado al Convenio más de 190 estrategias y planes de acción nacionales en materia de diversidad biológica, aunque su calidad, fiabilidad y nivel de aplicación siguen siendo desiguales. Los Protocolos de Cartagena y de Nagoya del Convenio proporcionan mayor contexto en relación con la gobernanza. Cada vez es mayor la colaboración internacional entre las diversas autoridades encargadas de hacer cumplir la ley en la lucha contra el tráfico ilegal de especies silvestres.
La interfaz científico-normativa para la diversidad biológica y la contribución que aporta la naturaleza a las personas se fortaleció en 2012 con la creación de la Plataforma Intergubernamental sobre Diversidad Biológica y Servicios de los Ecosistemas. Las Partes en el Convenio sobre la Diversidad Biológica están negociando el marco mundial sobre diversidad biológica después de 2020. Continúan las negociaciones en el marco de la Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar para lograr un acuerdo sobre el uso y la conservación sostenibles de la diversidad biológica marina fuera de la jurisdicción nacional.
Varios acuerdos ambientales multilaterales proporcionan una arquitectura adicional de gobernanza respecto de la diversidad biológica, entre otros, la Convención relativa a los Humedales de Importancia Internacional, especialmente como Hábitat de Aves Acuáticas, la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres, y otros. La constante actualización de la Lista Roja de Especies Amenazadas de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza y otras iniciativas de supervisión independiente, como la Infraestructura Mundial de Información sobre Biodiversidad, así como la consideración de los múltiples valores de la diversidad biológica, pueden apoyar la aplicación de esos acuerdos, y la inclusión del valor de la diversidad biológica en los métodos nacionales de valoración económica apoyará e informará la aplicación de los mismos. Además, existe una necesidad apremiante de ampliar las evaluaciones de los ecosistemas para comprender mejor el estado mundial de los ecosistemas y sus tendencias. (Continuará).

También le recomendamos

Denuncian corrupción en “Sembrando Vida” en Tabasco

En Macuspana, evidencian al coordinador territorial Reynol Chamec Cruz de proteger a “Facilitadores” quienes han …