Ultimas noticias

Temperatura Política

  • LAS MENTIRAS DEL GOBIERNO DEL CAMBIO SOBRE UBER.
  • EL ROBO DESCOMUNAL.
  • ¿TERMINARÁ EL SEXENIO O LO ENFERMARÁN?

    En el fallido Gobierno de Andrés Granier Melo, el Transporte Público tal pareciera que todo caminaba a la perfección, había calma y tranquilidad, se respetaba y se tomaban acuerdos con  las Organizaciones o Uniones de este gremio, pero, desde el inicio del Gobierno de Arturo Núñez Jiménez, el Sector Transportes se volvió un desastre, todo mundo jala para donde más le conviene.
    Se incrementaron los Taxis Piratas y para acabarla nacen los famosos «UBER» en Villahermosa, Inspectores de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes del Gobierno del Estado (SCT), corren tras ellos con el propósito de no dejarlos laborar y son remitidos al corralón de esta Dependencia Estatal, pero la realidad de estos Operativos -según un alto funcionario de esta dependencia- es que el Gobierno del Cambio, está esperando que la empresa «UBER», ofrezca una buena tajada para poder dejarlos trabajar libremente.transporte-publico
    Lo que quiere decir que todo el operativo que realizan en contra de estas unidades, son solo simulaciones para llamar la atención de la ciudadanía y de los propios transportistas tradicionales, pero, la realidad de las cosas es que en próximos días los «UBER» serán liberados y podrá usted verlos transitar libremente; es así como el Gobierno del Cambio se burlará una vez más de los Transportistas y de los ciudadanos.
    Por si usted amable lector lo desconoce, muchos funcionarios del gobierno y líderes, junto con sus allegados, son propietarios de concesiones de taxis, combis, camionetas de carga, autobuses y de todo lo que se mueva sobre ruedas, en tanto que a los verdaderos trabajadores del volante que se acabaron y siguen acabándose hígado, pulmones y riñones al frente de una unidad del servicio público se morirán esperando las ansiadas «latas».
    El Gobierno del Cambio había dicho que se daría preferencia a los trabajadores del volante para que tuvieran un patrimonio familiar, pero, ahora les darán el tiro de gracia pues se reveló en una reunión con gentes cercanas a Arturo Núñez, que el transporte público será «LIBERADO», es decir, que cualquiera que tenga suficiente «lana» podrá tener un permiso como transportista, por eso no quieren sentarse a dialogar con los dirigentes de los transportistas ni con los choferes, porque saben que si se suelta la sopa antes de culminar el sexenio estallará la bomba y eso no les conviene.    
    Por cierto, el pasado día primero de Agosto del presente año,  el Periodista Norberto Vázquez de la Revista VERTIGO POLITICO, realizó  una investigación minuciosa,  de la Administración del Gobernador Arturo Núñez Jiménez, aquí damos a conocer parte de lo que publicó:
    Muchas fueron las promesas y expectativas generadas al inicio de la administración del Gobierno del Cambio, pero que poco a poco se han ido diluyendo en ofrecimientos incumplidos, lo cual generó ya una severa crisis administrativa sin precedente en la entidad.
    Debiéndose destacar una serie de rivalidades entre los grupos políticos que lo apoyaron para llegar a la gubernatura y que han mantenido una pugna al interior de la administración, lo que se ha traducido en ingobernabilidad para el Estado, sin dejar pasar el terrible problema de inseguridad donde empresarios, el gremio médico y la sociedad en su conjunto han manifestado públicamente la poca atención por parte del gobernador para atender este flagelo.
    Por si fuera poco, sale a la luz pública una serie de irregularidades financieras realizadas por el Ejecutivo local, como subejercicios y transferencias de recursos federales a fondos de inversión en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), que son denunciados por la Auditoría Superior de la Federación (ASF) y ex legisladores locales.
    Así, mientras la sociedad tabasqueña sufre las penurias sociales de la inseguridad, la falta de infraestructura y la poca atención en los servicios de salud, el gobernador Arturo Núñez ha sido descubierto en una serie de anomalías financieras en las transferencias de fondos federales, que por ley se le hace al Estado en el denominado Ramo 33 para servicios de salud y de aportaciones para la infraestructura básica y normal.
    También se detectaron pagos cuantiosos a trabajadores (aviadores) que nunca fueron localizados en la actual gestión administrativa en el gobierno del Cambio.
    Por esta serie de promesas incumplidas y actos de negligencia administrativa, de acuerdo a ex diputados locales, existen denuncias ante la ASF y la Procuraduría General de la República (PGR) por diversas actividades ilegales reveladas en el Fondo de Aportaciones para la Infraestructura Básica y Normal (FAIBN), por un desvío cercano a los 222 millones de pesos que fueron transferidos a un fondo de inversión de alto riesgo para generar dividendos en la BMV.  
    De manera reciente, la ASF descubrió un subejercicio por 357 millones 249 mil 334 pesos del fondo de aportaciones para los servicios de salud de Tabasco (SST) correspondientes al presupuesto de 2014, lo que ha repercutido en una de sus promesas incumplidas con miles de tabasqueños que sufren la falta de tratamientos básicos en cuestiones de salud pública.
    Por estas causas, el organismo dependiente de la Cámara de Diputados presume un probable daño o perjuicio o ambos a la hacienda pública federal por parte de la administración que preside Arturo Núñez Jiménez, por cuatro millones 736 mil 418 pesos.
    Y es que según el resultado de la auditoría financiera y de cumplimiento con número 14-A-27000-02-1512 GF-275, realizada por la ASF a la cuenta pública de 2014 del gobierno del estado de Tabasco, «los recursos federales transferidos durante el ejercicio correspondiente a ese año a los recursos del fondo de aportaciones para los servicios de salud en el estado sumaron dos mil 85 millones 500 mil 100 pesos».
    Esos dineros debieron haberse ejercido en el año 2014, pero al 31 de mayo de 2015 los SST no había utilizado 357 millones 249 mil 334 pesos, a pesar de la «crisis» en el sector salud que se «arrastra» desde finales del sexenio pasado, y que la administración de Arturo Núñez sigue solapando.
    Al ver esos «resultados», bajo el folio 14-A-27000-02-1512-03-001, la ASF estableció una «solicitud de aclaración» para que el «gobierno del estado de Tabasco aclare y proporcione la documentación que acredite el ejercicio y aplicación de los recursos en los objetivos del fondo de aportaciones para los servicios de salud por 357 millones 249 mil 334.11 pesos (trescientos cincuenta y siete millones doscientos cuarenta y nueve mil trescientos treinta y cuatro pesos 11/100 M.N.), recursos que no habían sido devengados al 31 de mayo de 2015».
    En tanto en el resultado número tres, bajo el folio 14-A-27000-02-1512-06-001, la ASF emite el «pliego de observaciones» en el cual presume un probable daño o perjuicio o ambos a la hacienda pública federal por «cuatro millones 600 mil 63.98 pesos (cuatro millones seiscientos mil sesenta y tres pesos 98/100 M.N.)», por concepto de recursos y rendimientos financieros generados que no fueron transferidos por la Secretaría de Planeación y Finanzas del gobierno del estado a los servicios de salud de Tabasco.
    Bajo el resultado número cuatro de esta auditoría, el ente fiscalizador establece en el folio 14-A-27000-02-1512-06-002 el «pliego de observaciones», donde presume un «probable daño o perjuicio o ambos a la hacienda pública federal por concepto de rendimientos financieros que se hubiesen generado desde su disposición hasta su reintegro por préstamos realizados a otras fuentes de financiamiento»… es decir, la ASF detectó que hubo en este remanente de subejercicio una probable inversión externa por parte de la administración del gobierno de Arturo Núñez.  
    Adicionalmente, la ASF establece en el folio 14-A-27000-02-1512-03-002 la «solicitud de aclaración» para que el gobierno del estado de Tabasco compruebe, con documentación, el ejercicio de «cinco millones 752 mil 979.98 pesos (cinco millones setecientos cincuenta y dos mil novecientos setenta y nueve pesos 98/100 M.N.)». Y es que se especifica, el ente fiscalizador detectó pagos improcedentes de nueve expedientes de personal carente de la documentación que acredite la plaza bajo la cual cobraron.
    Cuatro de ellos, se detalla, no se localizaron en el registro correspondiente en la Dirección General de Profesiones de la Secretaría de Educación Pública del estado y representaron pagos por tres millones 271 mil 673.10 pesos (tres millones doscientos setenta y un mil seiscientos setenta y tres pesos 10/100M.N.).
    En la siguiente edición daremos a conocer la otra parte de lo que se dio a conocer públicamente a nivel nacional y que hasta ahora no se sabe que ha sucedido, pero lo que sí es cierto que el ROBO ES DESCOMUNAL y que probablemente no se llegue a culminar el sexenio y para desgracia de los tabasqueños seguimos siendo el hazmerreir a nivel nacional. Nos leemos en el siguiente. 

También le recomendamos

TRIBUNA POLÍTICA

El México de privilegios y la falta de oportunidades “Por el bien de todos, primero …