Ultimas noticias

POR SU SOBERBIA Y CORRUPCIÓN, EL GOBIERNO DEL CAMBIO SE AUTO ANIQUILÓ

  • Reprueba en sus propios indicadores de desarrollo. La opacidad fue la norma para la información oficial, la falta de transparencia y rendición de cuentas, así como la ineficacia y el despilfarro son los principales problemas que lastran al Gobierno del Cambio, porque prácticamente no tiene freno legal ni órgano de control que impida prácticas como el endeudamiento de las finanzas públicas, el reparto preferencial de contratos a particulares y el enriquecimiento ilícito, mientras los tabasqueños fenecen entre la pobreza extrema y la miseria.

Ismael García Ruiz

En conferencia de prensa Darwin González Ballina, el dirigente estatal del PRD, descartó que la victoria de Morena en Tabasco se debiera “a un castigo de los ciudadanos a la administración del Gobierno del Cambio”, pero que antes de eso tuvo que soportar los duros señalamientos de Blanca Pulido, candidata por el distrito IX.
Resulta que la aguerrida fémina señalo con índice de fuego que los dirigentes del partido bilioso dejaron solos a sus candidatos, por lo que incluso “ni siquiera tienen en su poder las actas de escrutinio, pues estas se encuentran en poder del PMC, indicando que fue una simulación, por lo que hasta con golpes en la mesa exigió a la dirigencia recuperar las actas de escrutinio”.
Aquellos que en Tabasco aún no les cae el “veinte” de la derrota electoral aducen que todo fue por el “efecto Peje”, pero eso solo es un pretexto de quienes no saben reconocer sus propios errores. Por ejemplo tenemos que derrochando soberbia Gerardo Fraudiano perdió en su propia casilla donde solo obtuvo dos votos. Ni aunque se vistió de rosita se pudo deslindar del efecto del Gobierno del Cambio.

EN EL 2015 SE PUBLICÓ ESTA “JOYA”
Arturo Núñez reprueba en sus propios indicadores de desarrollo
Resulta que la opacidad fue la norma para la información oficial, la falta de transparencia y rendición de cuentas, así como la ineficacia y el despilfarro son los principales problemas que lastran al Gobierno del Cambio, porque prácticamente no tiene freno legal ni órgano de control que impida prácticas como el endeudamiento de las finanzas públicas, el reparto preferencial de contratos a particulares y el enriquecimiento ilícito, mientras los tabasqueños fenecen entre la pobreza extrema y la miseria y la impunidad.
El gobernador Arturo Núñez planteó al principio de su gobierno, en su Plan Estatal de Desarrollo, la existencia de 18 indicadores para evaluar el rumbo de su gestión, pero solo 9 pueden cotejarse externamente y 8 de ellos son negativos, El problema es que el documento no establece ninguna sanción, ningún responsable, ninguna consecuencia en caso de no cumplir las metas propuestas, y el Consejo Estatal de Evaluación, es parte del mismo gobierno.
En el rubro de Población en situación de pobreza extrema la meta a lograr para el 2018 es disminuir el número de carencias de la población en pobreza extrema de 3.6 a 2.6. Según el informe 2015 de la CONEVAL son exactamente los mismos porcentajes que en el 2012, el último año del gobernador Andrés Granier, y lo triste y lamentable es que en este rubro nada ha cambiado y hoy estamos peor.

EN OTROS RUBROS ESTAMOS PEOR
En Tasa de desempleo, la meta para el 2018 es igualar la tasa de desempleo con la media nacional. Se ve difícil, porque según el último informe del INEGI Tabasco es el Estado con mayor desempleo en el país, con un 6.5 % que está bastante lejos del 4.6 % de la media nacional.
En la Tasa de disminución de la incidencia delictiva en el Estado de Tabasco, la meta para el 2018 es disminuir el número de delitos entre 1 y 3 % mensual. Parece muy dudoso que en este rubro pueda cumplirse la meta, pero, finalmente, las cifras oficiales son elaboradas por el mismo gobierno del Estado y la falta de coordinación real entre las policías federales, estatales y municipales hace que resulte muy difícil verificar estos datos, que además no están sujetos a ninguna auditoría externa.
En la Tasa de variación de promoción cultural, lo que realmente indica es una gran ignorancia de lo que significa la cultura, puesto que únicamente propone medir la cantidad de eventos realizados con respecto a cada año, es decir, no les interesó nunca la calidad. Su meta es un aumento de entre el 9 y el 13 % de eventos culturales por año. Eso explica porque se encuentra uno con tantos eventos de relleno.
Con solo estos datos tenemos que el regenteador del Gobierno del Cambio no nada más es uno de los peores gobernadores, sino que es evaluado por los tabasqueños como un mandatario que no tiene las riendas de la entidad. Esto quiere decir, que Núñez está reprobado desde el mismo inicio de su mandato y que el PRD no volverá a gobernar en Tabasco, porque a lo largo de este sexenio fue tapadera de sus terribles fechorías. Por eso y más, el tsunami MORENA los sepultó, tanto así que están a punto de perder hasta su registro por ser cómplices de la corrupción e impunidad que imperó a lo largo de este gris sexenio.

También le recomendamos

INMORAL GOBIERNO DEL CAMBIO

Emitieron un boletín que nadie tuvo el valor de firmar, para darle “atole con el …